Percepnet & Freixenet
portada | percepciones | ciencia | tecnología | industria | noticias | directorio | buscar | suscripción

THE NEWS SECTION OF PERCEPNET PROVIDES UP-TO-DATE INFORMATION THAT SENSORY SCIENCE EXPERTS MAY NEED.
MEMBERS CAN ADDRESS THEIR NEWS TO THE SENSORY COMMUNITY

Un neuroconcierto abre las puertas del cerebro

Pablo Gallegos

¿Qué tienen en común una barra de chocolate y una sonata de Mozart? Ambos estimulan la zona de nuestro cerebro que registra el placer. Aunque podría parecer un símil exagerado, es el que utilizó Antoni Bulbena, director del Instituto de Atención Psiquiátrica del Hospital del Mar de Barcelona, para ilustrar algunos de los conocimientos actuales sobre música y cerebro, durante la conferencia-concierto «Pensar, escuchar y hacer música» que abría el telón de la novena edición de la Semana Mundial del Cerebro.

NeuroconciertoMúsica y ciencia
En este acto, Buldena, además de presentar los resultados de sus investigaciones relativos a la influencia que ejerce la música en nuestros procesos cognitivos, ofreció al público un concierto de voz y guitarra junto con su colega Mara Dierssen, investigadora en neurociencias del Centro de Regulación Genómica de Barcelona. Al final del concierto, el apunte musical lo ofreció el director y compositor Salvador Brotons. Esta original iniciativa de divulgación científica forma parte del Brain Awareness Week (BAW), evento que se realiza simultáneamente en 55 países, y al que Barcelona se acoge por segunda vez consecutiva. El objetivo es dar a conocer los esfuerzos que los investigadores están realizando en la investigación del cerebro humano, para entender su funcionamiento y de esta manera luchar contra las enfermedades neuronales. Así lo explicó el responsable del Comisionado de Cultura Científica del Ayuntamiento de Barcelona, Vladimir de Semir, que presidió el encuentro.

Modos de escuchar música
El lado izquierdo del cerebro rige el ritmo y el tono, mientras que el derecho la melodía y el timbre. Se ha observado también que la actividad cerebral es diferente en un músico y en una persona que no lo es. Incluso, se ha clasificado la manera de escuchar música: la puramente musical, que es la forma más técnica de escuchar la música, descomponiendo los sonidos en notas; la expresiva, en la que existe intención, se piensa en la música y su mensaje; y la sensual, que no involucra pensar ni analizar, sólo disfrutar.
La música está muy ligada a las emociones. Comentaba Bulbena, que por esa razón muchos de nosotros la escuchamos para evocar el pasado o provocar un determinado estado de ánimo. De hecho, el psicólogo y sociólogo Abraham H. Maslow habla de experiencias de alegría intensas que únicamente pueden ser inducidas por la música. Sin embargo, hay que añadir que el proceso cerebral que se produce al escuchar una melodía puede variar dependiendo quien la escuche. Así pues, habrá notables diferencias entre cómo escucha un compositor, un interprete o el público en general.

El efecto Mozart
El conocimiento sobre la relación entre música y cerebro tiene múltiples aplicaciones. De los estudios se desprenden posibles estrategias comerciales que sacan partido de la influencia de la música sobre nosotros. Tal es el caso de los puntos de venta, donde el tipo de música que se emite estimula la intención de compra en el consumidor. Pero la música también se utiliza como instrumento terapéutico en trastornos cerebrales graves como la parálisis cerebral, la enfermedad Alzheimer y el autismo. Con relación a esto, el neurobiólogo Gordon Shaw hizo célebre a principios de los años noventa del siglo pasado el efecto Mozart. Shaw atribuía a la sonata K448 de este compositor la propiedad de mejorar los coeficientes intelectuales o, al menos, algunas de las actividades cerebrales, de quienes la escuchaban. Una teoría que, a pesar de haber sido fuertemente criticada, se mantiene como paradigma de los beneficios de la música.

Cerebros con aptitudes
Somos los únicos primates con aptitudes para la música. Hay quien atribuye esta propiedad a un mecanismo de cohesión social o a la evolución del sistema de vocalización. Sea cual fuera la causa, se sigue investigando en esta línea, y el neuroconcierto que se celebró en el marco de la Semana del Cerebro se presentó óptimo para divulgar este propósito. Tras las ponencias científicas, Bulbena y Dierssen ofrecieron el concierto de guitarra y voz, que fue evaluado por el público presente mediante un cuestionario que tenía en cuenta aspectos emocionales. Los resultados de esta valoración serán utilizados por ambos neurobiólogos en sus investigaciones. Una manera amena de hacer y divulgar la ciencia.

Más información sobre la Semana Mundial del Cerebro:
Programa (pdf)
http://www.percepnet.com/not203_05.htm
http://www.percepnet.com/ed03_05.htm
http://www.percepnet.com/cien03_05.htm
http://www.percepnet.com/perc03_05.htm

[17/03/05]


 

[+NOTICIAS]
[POST-A-NEWS]
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Arriba
portada | percepciones | ciencia | tecnología | industria | noticias | directorio | buscar | suscripción
©Rubes Editorial
[Créditos]